Monday, March 10, 2008

PROFUNDIDADES



Baltazar Ruiz

¡Oh vida!, ¡tan dulce, tan pasajera!
que el minuto de la historia detenga
su lento caminar, y lisonjera,
entre su seno, dormido, me tenga...

¡Oh vida!, ¡tan dulce, tan imposible!,
dame las hieles de tus amarguras,
el sueño prófugo, el río apacible,
la luz del cielo, las noches oscuras...

y los versos de las profundidades,
el proscrito vuelo, házmelo llegar,
todo lo lleno de tus claridades...

¡Oh vida mía!, tú me das cariños,
aunque a veces me supiste golpear...
regresas como el amor a los niños.


Soneto
06/03/08